Vida Sana y Alimentación Saludable

ASTAXANTINA

ASTAXANTINA

La palabra antioxidante ha tomado gran relevancia dado que hay numerosos estudios nutricionales donde se comienza a ver la importancia de una serie de compuestos naturales que tienden a prevenir o retrasar muchas de estas enfermedades degenerativas, ya que permite evitar los daños oxidativos provocados por los radicales libres, es por esto que se esta convirtiendo en una palabra importante de la salud preventiva.

Las principales preocupaciones al comienzo del siglo XXI son las enfermedades degenerativas como la diabetes, la artritis, enfermedades cardiovasculares, el cáncer, el Alzheimer y la osteoporosis, entre otras. Basados en numerosos estudios nutricionales, se empieza a ver la importancia de una serie de compuestos naturales, que tienden a prevenir o retrasar muchas de estas enfermedades degenerativas. Estos compuestos, químicamente diversos, poseen un mecanismo de acción común, que les permite evitar los daños oxidativos provocados por los radicales libres. Es por eso que estos compuestos son conocidos en conjunto como “antioxidantes”, y se están convirtiendo en una parte importante del vocabulario de la salud preventiva. Los nutrientes tradicionales como las vitaminas C, E, y el betacaroteno también forman parte de los antioxidantes.

DAÑO POR LOS RADICALES LIBRES

Los radicales libres reaccionan dentro del cuerpo causando daños que dificultan la reproducción celular. Se impide que el cuerpo se renueve porque las células muertas no son reemplazadas con la suficiente rapidez. La consecuencia es el rápido envejecimiento. Esto se ve claramente en la piel, donde la actividad excesiva de los radicales libres causa una evidencia tangible de envejecimiento. El contraste en la apariencia y elasticidad de la piel es particularmente dramático cuando se compara la cara de un niño con la de una persona de mayor edad. Otras causas importantes asociadas al incremento de los radicales libres son el humo de cigarrillo, el estrés, el tabaquismo, el alcoholismo, la contaminación del aire y la exposición excesiva a la luz ultravioleta. Hay que cuidar lo que consumimos, bebemos y respiramos para evitar el aumento de las actividades de radicales libres en nuestro cuerpo.

¿QUÉ ES LA ASTAXANTINA?

El más versátil y potente pigmento carotenoide, la astaxantina, proviene de las micro algas. Este carotenoide es responsable por el color rojizo en los cangrejos, camarones, krill, langostas, salmón y trucha.

BENEFICIOS DE LA ASTAXANTINA

Tiene muchos beneficios para tu salud, entre ellos el de tener una piel más sana, aumentar la resistencia física, la salud del corazón y reducir el dolor en las articulaciones.

Además, puede funcionar como un puente para transportar los radicales libres atrapados en el interior a las regiones exteriores de la célula. Más allá de la protección contra el estrés oxidativo y la inflamación, es la promesa demostrable para la desaceleración funcional relacionada al envejecimiento.

Dentro de las propiedades destacables que presenta es su gran poder antioxidante, siendo 550 veces más potente que la vitamina E y 11 veces más que el β-caroteno. Además, protege la piel contra los efectos de los rayos UV; retardando y previniendo el eritema e inflamación.

Entre otras propiedades que se le adjudican al consumo regular de astaxantina están el aumento de la función inmunológica, de la salud cardiovascular, la reducción de los triglicéridos, y la mejora de la resistencia, el rendimiento y la recuperación en la actividad física. Es un potente anti-inflamatorio natural, favorece los procesos de recuperación en la artritis y el asma.

La astaxantina es también mucho más eficaz que otros carotenoides contra los efectos dañinos de la luz solar protegiendo los ojos de cataratas, degeneración macular y ceguera.

POSIBLES CONTRAINDICACIONES

Aunque la investigación sugiere que los efectos secundarios de la astaxantina son bajos, siempre existe la posibilidad de contraindicaciones en determinadas personas, o si se consume en cantidades elevadas. Debes ser especialmente cauteloso al tomar el suplemento si tienes alguna de las siguientes condiciones: asma, complicaciones de tiroides, osteoporosis, hipertensión o sensibilidad hormonal.

Uno de los efectos adversos tras el consumo de astaxantina son las reacciones alérgicas en personas que tienen hipersensibilidad a otros carotenoides.

Tomando altas dosis de astaxantina puede dar lugar a alteraciones de la pigmentación de la piel, dándola un color amarillento, efecto que debe desaparecer después de cesar el consumo de este suplemento.

Como cualquier otro suplemento dietético puede provocar efectos secundarios no deseados mezclado con otros suplementos o medicamentos adicionales. Algunos antihistamínicos, medicamentos para el asma y medicamentos en tratamientos hormonales podría no reaccionar bien con la astaxantina. Por esa razón, es fundamental consultar a un profesional de la salud certificado antes de añadir astaxantina a tu plan dietético. El uso de otros antioxidantes  carotenoides como el beta caroteno y el licopeno con astaxantina reduce la absorción y no es recomendable.

Otros efectos secundarios, si bien son mucho menos frecuentes, son presión arterial baja, el aumento del crecimiento del cabello debido a cambios hormonales, la disminución de los niveles de calcio en sangre, la disminución de la libido y el aumento de las mamas en los hombres.

Algunas personas pueden notar un ligero color anaranjado en sus heces mientras consumen astaxantina. Es un efecto inofensivo causado por pequeñas cantidades del pigmento que pasa a través del sistema digestivo.

Deja un comentario